Noticias | - 10:38 pm


Quería asfixiar a mi esposa2 min read

Ella me pegaba con lo que tenía en su alcance, pero yo no me quedaba con los brazos cruzados, ya que también yo era violento. En varias ocasiones quise asfixiarla para que se muriera. De esa manera nadie sospecharía que yo la había matado.

Agresiones para asfixiarla

Mi vida estaba destruida en todos los aspectos al conocer de la Universal, ya que me había envuelto en la prostitución, vivía en la miseria y tenía el vicio de las drogas. La primera de conocer la Universal fue mi mamá, ya que ella empezó a luchar por su salud y luego por mi. Para todos yo era un caso perdido porque era un hombre que amaba los vicios. Los vicios eran mi vida y lo demás no me importaba. Mi madre me decía que dejará esta vida y que fuera a la Universal, pero no quería cambiar de vida, dijo Leonardo.

 -Cuando yo conocí a Leonardo, él todavía estaba viviendo en ese mundo de los vicios. Yo había crecido en la Universal, pero dejé de participar porque no quería nada serio con Dios.

 -Al conocer a Leonardo su madre me invitó para que participará junto con ella para que su hijo cambiará de vida y así fue como sucedió. En menos de un mes Leonardo dejó las drogas y todos los demás vicios, pero los problemas no pararon ahí, ya que él no le gustaba trabajar.

 -Era un hombre que aún viniendo a la Universal no me gustaba trabajar, no me gustaba tener responsabilidades y por eso tenía muchos problemas en mi matrimonio, al tal extremo que ella se ponía violenta. Comenta Jenny

 -Ella me pegaba con lo que tenía en su alcanzase, pero yo no me quedaba con los brazos cruzados, ya que también yo era violento. En varias ocasiones quise asfixiarla para que se muriera. De esa manera nadie sospecharía que yo la había matado.

 -Mi vida cambió cuando empecé a buscar la Presencia de Dios y ahí fue donde mi vida dio un giro de 180 grados. La relación entre mi esposo y yo cambió. Hoy existe respeto, comprensión y amor. Al escuchar de la fe  nosotros aprendimos a lanzarnos y nuestra vida fue transformada. Hoy tenemos carros, nuestra propia casa y nuestro negocio. Nuestra vida hoy es un sueño hecho realidad porque tenemos todo lo que nunca habíamos soñado. Leonardo y Jeyni.

Violencia dómestica


Informe de error