Noticias | - 5:51 pm


Recomendaciones para frenar las compras por impulso2 min read

Compras compulsivas

Desde que inició la pandemia, incrementaron las compras en línea. Pero, no solo con respecto a las necesidades básicas. Muchos se sienten atraídos por diversos productos o servicios, de manera, que parece que la parte racional se anula por el «deseo» de comprar aquel objeto. En casos más graves, las compras por impulso se vuelven compulsivas, al grado de que el consumidor se endeuda y pasa mucho tiempo investigando artículos o productos que no son necesarios.

Los expertos correlacionan este comportamiento con la depresión y ansiedad, además de otras emociones negativas.

Para ayudar  a controlar las compras por impulso y evitar que se convierta en una compulsión, la Procuraduría Federal del Consumidor (PROFECO) en México recomienda lo siguientes puntos:

1. Define algunas reglas que te ayudarán a controlarte. «Uno de los límites que te puedes imponer es no hacer las compras cuando tienes hambre o evitar ir cuando estés cansado, triste o estresado ya que serás más propenso a adquirir cosas que no necesitas».

2. Cuando salgas de compras, haz una lista con las cosas que realmente necesitas. Haz un esfuerzo para seguirla.

3. Define una meta. «Contar con un plan específico para tu dinero potencia el lado racional del cerebro a la hora de la tentación».

4. Si sientes el impulso de comprar algo, detente durante 10 minutos. Date tiempo para que el sistema de autocontrol del cerebro retome el poder.

5. Antes de comprar, pregúntate: ¿Esta compra va a mejorar tu vida de alguna manera importante?, ¿se supone que esta compra te hará sentir mejor?, ¿quieres ese producto o lo necesitas? «Esto tal vez ayude a evaluar el valor de una compra y por qué lo necesitas o no. Toma nota de lo que sientes, así serás más consciente de cuánto te está afectando y podrás empezar a identificar los factores que despiertan tus impulsos».


Informe de error