Noticias | - 8:00 am


Dones de sanidad2 min read

La cura o sanidad divina es un derecho adquirido a través del Señor Jesucristo...

Dones de sanidad2 min read

La cura o sanidad divina es un derecho adquirido a través del Señor Jesucristo; no es una cuestión de fe, sino de la aceptación por parte del enfermo del sacrificio realizado por el Señor Jesús en la cruz del Calvario, por su llaga fuimos nosotros curados (Isaías 53:5). Esto quiere decir que ya estamos sanos, que no necesitamos estar pidiendo algo que ya poseemos, que nos fue concedido.

El don de curación, o sanidad, es concedido al pastor a fin de que pueda “ejercer” este ministerio a aquellos que están incapacitados de creer por no poder oír la Palabra de Dios, en caso de sordera o por causa de otros factores que impiden asimilar sus derechos delante de Dios.

Uno de los ejemplos de este don en el ministerio del Señor Jesús fue el caso de aquel hombre sordo y tartamudo (Marcos 7:32-35). No tenía la mínima condición de oír sobre el Reino de Dios y sus bendiciones, mientras que, por el don de sanidad, el propio Señor le hizo oír y hablar con facilidad.

El ministerio en función no depende de la fe ajena, es decir, cuando se ejerce este maravilloso don, la persona que va a ser bendecida con la sanidad no precisa necesariamente tener fe, pues este don fluye como una “corriente eléctrica” que pasa por el cristiano y efectúa el milagro en el enfermo, independiente de su situación. Así se manifiesta el don de sanidad.

Mensaje substraído de: En Los Pasos de Jesús (autor: Obispo Edir Macedo)

Ubique la Universal más cercana a usted: Direcciones

Si usted tiene una pregunta o le gustaría una orientación: Contáctenos

Si le gustaría añadir su nombre y el de su familia en el libro de oración: Libro de Oración

Regrese a la página principal: Página Principal


Informe de error